Damos gracias a Dios por haber tenido entre nosotras a la Hna. María Bien Venida, quien con 109 años, en el día de ayer Solemnidad del Corpus Christi, partió al Cielo. Agradezcamos el don de que haya podido consagrar al Señor los últimos años de su vida dentro de nuestra Familia Religiosa. Y recemos por el eterno descanso de su alma.