Siria-Servidoras

Mary-Servidoras-SyriaEstos días de mucha tensión, de grandes enfrentamientos y de inmenso dolor para los habitantes de Alepo, hemos visto testimonios admirables.

Contamos uno de ellos. Una familia cristiana, el papá, sin ser militar ayuda en el ejército, está combatiendo en una de las zonas más peligrosas. Ordinariamente estas personas concurren durante la mañana a su puesto y por la noche regresan a su casa.Siria-ServidorasEsta familia se había alojado en la Iglesia, pues su casa está ubicada en una zona muy atacada y caían muchos proyectiles en la calle donde ellos viven. Mientras estaban con nosotros, el hijo mayor de 22 años recibe una llamada del compañero de su papá avisando que su padre ha sido herido y están en camino al hospital. En medio del llanto y el dolor de la situación la madre pide ir a la Iglesia para rezar delante de la Imagen de la Virgen: “necesito ir donde está Ella, Ella es MI madre”. Ante la Imagen de la Virgen, acompañada de sus dos hijos rezó así: “Madre, no me dejes, socórrenos, contigo esta la verdad, la vida, el bien, la santidad, recurro a tu corazón de madre…Tu eres MI madre. No nos abandones, protégenos, protege a mis hijos, protege a mi esposo”. Después de eso se sentaron los tres a esperar con serenidad el regreso del padre.

Siria-Servidoras

Horas después llegó el padre, las esquirlas de algún misil habían dañado parte su rostro, sin provocar daños graves. Los ojos un poco ensangrentados, heridos los brazos, todo él cubierto de polvo. Después del encuentro y de dar gracias a Dios por la vida del padre de familia, surge en la conversación la posibilidad de viajar a otro lugar del país donde puedan llevar una vida más serena. El padre dice: yo no puedo irme… hoy he visto morir a 25 compañeros y me voy a ir buscando una vida más serena?

Toda la familia permaneció en silencio ante la respuesta del padre.

Encomendamos a esta familia y a tantas como ellos a quien tiene Corazón de Madre, Ella sabrá acoger y consolar a cada uno de sus hijos.

 


Institute of the Incarnate Word, IVE.