Para agradecer a Dios tantos beneficios recibidos este año nos hemos puesto en camino hacia los restos del apóstol Santiago para pedirle la gracia de la perseverancia y el aumento de las vocaciones al seminario menor.

La presente penuria y escasez de vocaciones, y por lo tanto de sacerdotes y religiosos, agrava el daño de quienes sostienen y difunden la duda sobre la verdad de la vocación religiosa de los niños.

Las etapas: hemos empezado en Lourdes, luego Azpeiteia (casa de los padres de san Ignacio de Loyola), Covadonga (donde empezó la gesta de la reconquista) dejamos la camioneta y empezamos a caminar desde Triacastela. Todavía estamos a más de 100 km de Santiago. Recen por nosotros que nosotros los recordaremos en el abrazo con el apóstol.

WhatsApp-Image-20160609 WhatsApp-Image-20160609(2) WhatsApp-Image-20160609(1) g4 g3 g2 g _DSC0241 index index2 index3 index4

 

Deja un comentario