Siria_Aleppo_Servidoras_Navidad_2018

Una de las cosas que es más propia del misionero es participar de los sentimientos del pueblo de su misión, el aprender a gozar con los que se gozan y llorar con los que lloran.

Aquí en Alepo hemos aprendido a llorar y a sufrir con los cristianos. Pero ¡qué alegría cuando podemos alegrarnos con ellos! Qué consuelo para el corazón del misionero ver que Dios en su misericordia concede a un pueblo tan sufrido por la guerra y por sus consecuencias, momentos de mucha alegría.

El pasado mes de diciembre nos ha ensanchado el corazón de tanta alegría, que queremos hacerlos partícipes de ellas, para que tengáis nuestra alegría y que vuestra alegría sea completa.

PREPARACIÓN PARA NAVIDAD

El viernes anterior a la primera semana de adviento hemos confeccionado juntamente con el grupo de señoras las coronas de adviento.

Además de ayudarlas a hacer las coronas, les hemos distribuido el material que explicaba el símbolo de la corona y que contiene las oraciones para que en cada domingo de adviento pudiesen rezar en familia y prender una vela en símbolo de la espera de Cristo “luz verdadera de las naciones”.

Juntamente con nuestras jóvenes de la residencia, cada domingo hemos rezado las oraciones y cantado himnos en espera del Mesías pidiendo su pronta llegada.

FIESTA DE SANTA BÁRBARA

El pueblo sirio tiene mucha devoción a Santa Bárbara, su fiesta es celebrada por muchas iglesias orientales, además de la solemnidad de la fiesta litúrgica en ese día, los fieles se disfrazan para la ocasión, simbolizando los distintos disfraces que usó la Santa para huir de sus perseguidores.

También se suma a la tradición de los festejos un dulce que solamente se come para tal ocasión. Nosotras, además de celebrar con los fieles de la catedral, hemos celebrado con las jóvenes de nuestra residencia y para hacer honor a la tradición nos hemos disfrazado para los festejos.

RECITAL EN HONOR A LA VIRGEN MARÍA

Se bien no contamos con un coro grande, desde hace mucho tiempo era nuestro deseo poder ofrecer a la Virgen en su honor un concierto, sabiendo que todo lo que se ofrece a la Madre también es ofrecido a su Hijo.

No podíamos dejar pasar más tiempo para poder ofrecerle este regalo, que si bien muy simple fue hecho de todo corazón.

Hemos preparado algunos cantos marianos intercalados con una meditación, a modo de introducción. También se preparó un power point para la ocasión con distintas advocaciones de la Virgen, de modo que mientras cantábamos se podía contemplar en imágenes los misterios y vida de Aquella que fue elegida como Madre del Salvador.

Nuestro obispo, Monseñor George Abu Khazem se encargó de presentar el recital y dirigir palabras de agradecimiento a todos aquellos que participaron de la organización del recital y posteriores festejos.

FESTEJOS DE NAVIDAD

Desde la liberación de Alepo, en diciembre de 2016, los cristianos no han dejado de celebrar la Navidad con mucha alegría, a pesar de la crisis económica por la cual están pasando.

Este año el clima se remarcó de un modo especial por las calles decoradas con luces y árboles de navidad, como también por los conciertos y pesebres vivientes que se organizaron en distintas Iglesias para fomentar el espíritu de alegría y fiesta durante estos días.

Nosotras a su vez hemos podido decorar el obispado y armado el pesebre con la ayuda de las jóvenes de nuestra residencia, que por gracia de Dios este año son 36.

En la Misa de Noche Buena, que fue celebrada por Monseñor George Abu Khazem y concelebrada por los padres Hugo Alanís y Ricardo Clarey -quien estaba de visita en la misión- fue animada por cantos navideños en distintos idiomas.

Para la ocasión, confeccionamos junto a las jóvenes de nuestra residencia un pequeño recuerdo de Navidad que fue distribuido después de la santa Misa, durante los festejos.

El Padre Hugo Alanís animó los festejos con la ayuda de algunos jóvenes de la residencia.

Se bien durante estos días muchas de nuestras jóvenes han viajado para pasar las fiestas con sus familiares, por gracia de Dios hemos podido celebrar con las jóvenes que no han podido viajar estos días de fiesta con mucha alegría y con un lindo espíritu de familia.

En varias ocasiones nos hemos reunido para festejar el gran acontecimiento de la humanidad: en que “Dios se encarnó, se hizo hombre como nosotros, y así nos abrió el camino hacia su Cielo, hacia la comunión plena con Él…” (Papa Benedicto XVI).

Festejos de año nuevo

El 31 de diciembre, después de haber participado de la Misa de acción de gracias por un año más que hemos vivido y por todas las bendiciones recibidas de Dios, nos hemos reunido con los jóvenes de nuestras residencias y algunos amigos para celebrar la llegada del nuevo año.

Después de la cena, que tuvo lugar en el salón de la catedral Niño Jesús, hemos seguido festejando en clima de mucha alegría, en espera del nuevo año. Apenas terminado el festejo en los salones de la catedral, pasamos a la residencia para seguir festejando.

Que Dios en su infinita misericordia tenga misericordia del pueblo sirio, les conceda paz y prosperidad en este nuevo año.

Nos encomendamos a vuestras oraciones.

SSVM Alepo, Siria

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here