La hermana María de Guadalupe contó, en primera persona, la guerra que se vive en Siria desde hace cinco años. Cristianos descuartizados y una ciudad que cambió de un día para el otro por un plan macabro armado a la perfección.

La Parroquia San Vicente Ferrer de Godoy Cruz estuvo repleta para oír durante dos horas uno de los testimonios más impactantes que puede escuchar un ser humano. Con una paz infinita, y una sonrisa que solo se comprende desde su fe, la hermana María de Guadalupe Rodrigo brindó una conferencia que dejó muchas cosas para analizar.

Seguir leyendo: http://www.diariog24.com/mientras-occidente-busca-pokemones-los-hermanos-de-oriente-buscan-a-sus-parientes-entre-los-escombros/


Deja un comentario